Rendimiento de las instalaciones

Una vez que no hemos podido reducir la demanda energética a cero a través de la envolvente y las estrategias bioclimáticas, tenemos que acudir a sistemas e instalaciones que nos lleven a las citadas condiciones de confort.
 
Llegados a este punto deberíamos recordar la fábula de la eficiencia energéticapara no caer en el mismo error. Una instalación no tiene por qué consumir electricidad o combustible teniendo a nuestra disposición sistemas que se abastecen de energías renovables.
Esto no quiere decir que estas instalaciones o la energía nos vayan a salir gratis. No nos engañemos. Las energía renovables necesitan otros sistemas de apoyo para asegurar el servicio y siguen teniendo costes de mantenimiento. La rentabilidad de estos sistemas se encuentra en que después de una inversión inicial, recuperamos este desembolso económico mediante la reducción del consumo de energía.

 

Otro aspecto fundamental es el tipo de sistema que se plantee. Por ejemplo, los sistemas individuales son mucho menos eficientes que los colectivos. Para establecer un paralelismo; es como ir de viaje y llevar cada uno en su coche, cuando se puede compartir vehículo y gastos.
Para entender cómo funcionan las instalaciones de tenemos que tener en cuenta que todas las máquinas están sometidas a un rendimiento. Esto quiere decir que de la energía que consumen, una parte es útil y otra se pierde en el proceso. Por ejemplo, un motor de gasolina tiene un rendimiento del 33%, aprovechando solo una tercera parte de la energía contenida en el combustible.

 

Tipo de generador: Hay generadores (calderas, bombas) más eficientes que otros.
Potencia: Dependiendo del tamaño del generador varía el rendimiento.
Instalación:Según las necesidades un tipo de instalación u otro será más eficiente.
Antigüedad: Con el tiempo, los equipos pierden potencia y rendimiento. El correcto mantenimiento es muy importante.

Esto es solo un pequeño acercamiento a las instalaciones de un edificio. Pretendo tratar los temas relacionados con sistemas con mayor profundidad en otra serie de entradas con la etiqueta: sistemas eficientes.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *